jueves, 26 de mayo de 2011

Padre e hijo.

"Tengo pocas reglas...pero la número cinco es: No desaproveches lo que es bueno, y tú eres bueno..."-Gibbs a DiNozzo, 8x22- Baltimore.


NA: Bien, como se ha podido imaginar esta historia está inspirada en el capítulo 8x22, Baltimore, donde por fin conocemos el primer encuentro de Tony y Gibbs...cuando me enteré que había un capítulo así, me puse a pensar en como sería...y también me dije...que pasa si Jethro y Shannon tuvieron un hijo después de Kelly? Y si resulta que ese hijo, al que Jethro creía muerto, está vivo? Todo eso llegó a mi cabeza y salió está historia, pensaba que fuera una "Short" peeero, me he enrollado y ya voy por el tercer capítulo, bueno, espero que lo disfrutéis! :]
Advierto, en esta historia, las partes en cursiva serán sueños o flashbacks...aseguro que habrá muchos por parte de Jethro... 


Capítulo 1.
-¡Más alto papi!, ¡Más alto!- gritó una pequeña voz con alegría y el joven sargento Jethro Gibbs miró con orgullo a la fuente proveniente de la voz, era una pequeña niña, la niña de sus ojos, su hija, su princesa, se columpiaba dulcemente meciendo su larga cabellera con el viento y sus ojos, grandes y azules brillaban con alegría.
El cielo era azul, el sol brillaba y los pájaros cantaban...Shannon jugaba con el pequeño AJ y Kelly se columpiaba feliz en su columpio, el día era perfecto y nada ni nadie podía interrumpir la oportunidad de volver a pasar un día con su familia...
~Ring, ring, ring~
-¡NO! ¡Shannon!¡Kelly!¡AJ!¡Volved!- Gritó con angustia el ex-marine al ser despertado por el estridente sonido del teléfono móvil, con un suspiro Jethro Gibbs recogió el móvil y contentó a la llamada. -Sí, Gibbs- Fue su habitual modo saludo.
-Jefe...siento mucho haberte despertado-sonó una voz al otro lado del extremo de la línea telefónica
-Sí...¿Qué tienes Burley?-Preguntó el ex-marine borrando el sueño de sus ojos.
-Han encontrado el cuerpo de un marine en el puerto de Baltimore, Jefe-Explicó Burley.
-Bien...voy para allá-Contestó el más viejo, poniendo fin a la llamada telefónica y poniéndose en marcha para comenzar un nuevo día...otro más..
-¡Ah, no! No pienso dejar que toquen este cuerpo-Gruñó una voz cuando el Agente Gibbs llegó a la escena del crimen, café en mano.
-Pero...la víctima era un almirante de la Marina...-Decía la voz de Stan Burley.
-Me da igual...la víctima y la escena del crimen se hayan en la ciudad de Baltimore...osea que es de la jurisdicción del Departamento de Policía de Baltimore- Sonó de nuevo la voz desconocida, -Y ¡fíjate que casualidad! Yo soy de ese departamento- continuó diciendo con la ironía presente esa voz.
El agente de pelo plata se acercó a su otro agente, -¿Qué está pasando?- Gruñó en su habitual tono marine.
-Ese idiota del Departamento de Baltimore, no nos deja tocar el cadáver.-Respondió lacónicamente el agente especial Vivian Blackader.
Jethro tomó su último sorbo de café y se dirigió hasta donde su agente discutía con el detective de Baltimore.
-Jefe...el detective DiNozzo...uh...no deja que procesemos la escena...-explicó con nerviosismo Burley. Jethro gruñó dispuesto a dar tres o cuatro voces al detective, pero antes de que pudiera reaccionar, la voz del detective de hizo eco entre los tres agentes.
-Mire...no sé quien es...y la verdad tampoco me interesa saberlo...el cadáver está en el puerto de Baltimore, así que es de mi jurisdicción y nada de lo que diga puede hacerme cambiar de opinión- dijo mirando fijamente a los ojos azul hielo del agente del NCIS.
Gibbs miró al joven fijamente a los ojos, eran unos ojos verdes que les recordaba vagamente familiar...el chico era valiente, nadie en todos sus años en el NCIS, había sido capaz de hablarle como él le había hablado..¡maldita sea! le gustaba ese chico, tenía agallas. Finalmente tras una larga pausa Gibbs habló, -Bien...investigación conjunta el NCIS y el Departamento de Baltimore, trabajaremos juntos- dijo el agente de pelo plata mirando de nuevo a los ojos verdes tan familiares del detective. El chico era un alto y delgado joven...no más de treinta años, diría Gibbs, tenía el pelo castaño claro...señal de haber sido rubio en el pasado, y esos familiares ojos verdes. El ex-marine  siguió mirando al joven sintiendo una punzada de tristeza en su pecho, la familiaridad de este chico era tan alta, con su pequeño hijo...este chico era todo lo que Aj hubiera sido si no hubiera muerto tan prematuramente.
-Bien...pero que quede claro agente...-comenzó a decir el joven detective
-Gibbs...Jethro Gibbs- respondió el agente de pelo plata tendiendo la mano al joven. El detective la miró pero no la estrechó en lugar de eso siguió diciendo lo que empezó a decir...- Agente Gibbs...que quede claro...aún que la investigación sea conjunta no obedeceré  ordenes suyas....¿vale?-Preguntó el joven. El agente del NCIS, asintió, con una parte de él sintiendo orgullo por el chico.
-Creemos que su almirante estaba metido en un trapicheo con el Rata...un importante traficante de la zona...ustedes pueden investigar la muerte de su almirante y nosotros seguiremos el rastro del Rata...ah...y lo siento olvidé presentarme soy el detective Anthony DiNozzo y él es mi compañero Daniel Murray- comentó el joven detective al anciano. Jethro lo miró sorprendido por el nombre del joven, Anthony al igual que su hijo  Anthony Jethro, Shannon y él habían elegido ese nombre en honor al hermano de Shannon , el único que había tenído, Anthony había muerto y Shannon quiso honrarlo llamando a su primer hijo varón así. Toda esta situación era tan...ni siquiera tenía palabras para definirla...la mayoría de la gente pensaría que era una mera casualidad....pero Jethro Gibbs no era del tipo de hombres que creen en las coincidencias.
-Jefe...¿Estás bien?-Preguntó Burley con algo de preocupación, el agente más anciano se había perdido en sus pensamientos...era un estado de ánimo de Gibbs que nunca había visto...y eso que conocía todos. Jethro asintió con la cabeza, -Bien...hora de trabajar- dijo aún envuelto en sus pensamientos.
Algo no encajaba aquí...y Leroy Jethro Gibbs no descansaría hasta averiguar el que...
__________________________________________________
NA2: Espero que os guste! Y si no me entra la perrera -o no me voy a mi campo a pasar el fin de semana- publicaré el segundo capítulo de esta, y quizás alguna nueva.
Dedicada a Patry & a Miguel...mis fieles lectores, muchas gracias! :]


2 comentarios:

  1. Genial. ;-) No se podia esperar menos de esa mente maravillosa.

    ResponderEliminar
  2. Ouh, mi niño! (L
    Muchas Gracias!^^

    ResponderEliminar